Yuli-Yoel Edelstein es una de las personalidades más respetadas de la escena política israelí. Hace ya cinco años que ocupa un puesto muy delicado: el de Presidente de la Knesset. Como tal, es responsable de supervisar el trabajo del Parlamento unicameral de Israel - una tarea que desempeña con gran eficiencia, según la opinión general. En esta entrevista exclusiva, responde a las principales preguntas que todos nos planteamos sobre la situación de su país. Aunque lamenta que Israel se haya retirado de Gaza, se complace por la transferencia de la Embajada estadounidense a Jerusalén y aplaude el abandono del acuerdo nuclear con Irán por parte de la administración Trump, aboga con fuerza a favor de una paz real con los palestinos y se dice satisfecho por la mejora de las relaciones entre el gobierno de Netanyahu y Arabia Saudí, los Emiratos Árabes Unidos y Egipto. Estos son tiempos de incertidumbre para el Oriente Medio en general, obviamente, pero, según Edelstein, la calma general no está fuera de alcance...